domingo, 20 de mayo de 2018

Diez días de junio

Esta es la novena entrega de la serie escrita por Jordi Sierra i Fabra sobre el inspector de policía Miquel Mascarell. Sin embargo, no es totalmente necesario haberse leído todas las anteriores para disfrutar su lectura y conocer el pasado de los personajes que ya aparecieron en entregas anteriores, pues el autor va dejando pequeños detalles y recuerdos que nos ayudan un poco a descubrir sus historias.
Miquel era un reconocido inspector de policía que luchó en el bando republicano, por lo que tras la victoria franquista tuvo que pasar una temporada entre rejas. En esta novena entrega, ya fuera de la cárcel, retirado y aunque mayor con una hija recién nacida, se verá involucrado en un caso de pederastia por parte de un cura.
Resultado de imagen de diez dias de junioPuede que al principio parezca un poco flojo el arranque, simplón; pero pronto los acontecimientos darán un vuelco y el caso se vuelve muy interesante, haciendo que el tiempo corra en contra del protagonista, que deberá usar todo su ingenio y la poca ayuda que consiga para no acabar de nuevo entre rejas. La aparición de sospechosos o testigos varios hace que poco a poco la trama coja interés. El ritmo de la novela es ágil, basado en la acción sin cortes. Frases concisas, como imágenes e ideas que se suceden una tras otra sin respiro, sin detenerse en detalles. El estilo del autor se sustenta en esto y en los diálogos, muy bien escritos y detallados y que sirven para introducirnos en la trama y conocer a los personajes, muy bien caracterizados.
El tema principal es algo peliagudo, aunque por desgracia no está ni mucho menos lejos de la realidad. Jordi desde luego no se corta en ningún caso y puede que en algunas escenas o momentos sea duro y explícito, por lo tanto cuidado con los que sean más sensibles de la cuenta. Yo soy de los que opino que no hay que dejar de contar la "verdad" de la historia por muy dura que sea.
Por último decir que dentro de la novela policíaca, este libro tiene sus méritos, pero creo que no alcanza para mi gusto a otros autores del género. Es verdad que a su favor tiene el estar muy bien ambientada en una época convulsa de nuestra historia más reciente, pero el protagonista no me resulta carismático o peculiar; le falta gancho, personalidad. Recomiendo su lectura, por amena y por saber algo de esos años, pero no será una de esas que se queden en la memoria.

lunes, 26 de marzo de 2018

Las catedrales del cielo

Este libro es principalmente un homenaje a una tribu india, los Mohawks. Ellos son un pilar fundamental en norteamérica y especialmente Nueva York, pues han sido los encargados, en su mayoría, de levantar los innumerables puentes que unen esta ciudad y sus rascacielos que le dan su imagen tan peculiar. Nueva York y su historia no podría entenderse sin estos hombres, y esta novela hace justo honor a ellos, y los saca a la luz para los que no los conocíamos.
Resultado de imagen de las catedrales del cielo
El libro empieza con el fatídico 11 de septiembre de 2001 en el World Trade Center, y a través de los ojos de John LaLiberté, vemos como los montadores de hierro, como se les conoce, se ven obligados a desmontar la estructura, jugándose la vida, en busca de supervivientes. Las mismas torres que sus antepasados han construido, llevándonos el libro a tres generaciones de esta familia y su fascinante historia.
El libro se mueve entre la historia y la ficción, y lo hace muy bien en ambos aspectos. La historia de los Mohawks y su tarea como constructores está muy bien documentada y se plasma en la novela de manera muy realista y asequible. Es una lectura muy amena, que combina momentos dramáticos y acción con gran soltura. Tal vez el libro es demasiado correcto en algunos aspectos, aunque no falta la crítica al propio gobierno ante las negligencias que se cometieron con el riesgo que corrían los que estuvieron trabajando entre los escombros de las Torres Gemelas durante meses.
No pasará el libro a la historia por sus dotes literarias, eso hay que decirlo. Pero escribir un libro como este, tiene su enorme mérito, porque no es fácil trasladar una parte de la historia (aunque sea bastante reciente) de una manera tan detallada y realista.
Lectura bastante recomendable, sobre todo para conocer esa parte oculta de la historia del gran estado americano.

viernes, 16 de febrero de 2018

De Pixar al cielo


Para todos aquellos que como yo disfrutaron en sus inicios las películas de Pixar, desde que en 1995 estrenaron Toy Story, y aún a día de hoy siguen disfrutando de cada magnífico estreno de esta compañía, este libro sin duda alguna emocionará.
Resultado de imagen de de pixar al cieloContado de primera mano por alguien que ocupó un alto ejecutivo de la empresa, descubrimos cómo fue posible el enorme éxito que tuvo gracias a éste, junto a Steve Jobs y todo un equipo creativo lleno de genios. Lawrence consigue dotar al libro de un tono novelesco, atractivo, que consigue meternos en la historia, a pesar de tocar en muchas ocasiones temas de gestión, economía, inversión, y demás temas empresariales, que a los que estén interesados o estudien sobre el tema les vendrá bien para saber cómo funciona un poco ese mundillo, pero que al resto puede parecernos un poco enrevesado. Quitando esta parte (por otro lado necesaria), la historia ha conseguido emocionarme, a pesar de que ya sabía cómo acababa, aún así el climax que crea ante la expectación del estreno que marcará el devenir de la empresa te mantiene en vilo.

La escritura, sin ser nada del otro mundo, está bastante bien, con numerosos detalles y descripciones, evitando centrarse sólo en los datos y las cifras. Buen transmisor de sentimientos, nos hace revivir esa primera vez que vimos la película de Toy Story. Pixar además, está tratado como si fuera un personaje, el personaje protagonista, transmitiéndonos unos valores poco comunes en el mundo de lo audiovisual. La visión de la vida y el mundo que tiene Lawrence mucho tuvo que ver con el éxito de la empresa, y con sus palabras en este libro nos consigue transmitir su filosofía de vida.

domingo, 4 de febrero de 2018

Carne de primera


Novela policíaca, que aúna típicos clichés de este género, pero que también se atreve a darle una vuelta a otros. Esto sin embargo, creo que funciona en algunos casos pero en otros le hace perder la intriga necesaria y los giros que necesita el género.


Esta novela es la segunda parte de una trilogía, donde un inspector novato, Juanito Proaza, se enfrenta a un nuevo caso con la aparición de un cuerpo descuartizado cerca de Cartagena. El caso parece mezclarse con el tema del maltrato animal, y un grupo radical que lucha contra este, lo que provocará que Proaza tenga que moverse por distintas zonas de Murcia para llegar al fondo del asunto.

Resultado de imagen de carne de primera rafael estradaLa novela empieza con el gancho del asesinato, con muy buen ritmo. Los clichés de comisaría se suceden rápidamente, con las típicas coletillas policiales y ambiente entre investigadores contándose anécdotas. Lo que sorprende es que el protagonista se sale de lo que tenemos acostumbrado dentro del género. Es un novato que ni vive borracho la mayor parte del tiempo, ni fuma, ni tiene ningún trastorno, etc. Además, vive felizmente con su compañera sentimental en una relación que provoca envidia sana, y es ante todo un poli bueno, de esos que intenta siempre cumplir con el reglamento y no abusar de su autoridad, por mucho que sus compañeros actúen de otra forma o le digan lo contrario. Esto puede tener sus pros y sus contras. El personaje no funciona mal, es bueno sacarnos de lo acostumbrado, pero en ocasiones me parece soso, sin chicha. No obstante, se intuye en el transcurso de la historia y sobre todo al final que un trabajo como eso puede acabar afectando hasta al más bienintencionado de los policías, dando la posibilidad de ver un cambio en la tercera parte que pinta bastante interesante.
Aunque empieza con buen ritmo, en algunas partes se ralentiza un poco contando episodios del pasado del protagonista que creo innecesarios. Por lo demás, creo que el libro responde bastante bien. Las descripciones me parecen un punto bastante fuerte en esta novela.
La parte en la que yo creo que falla más una novela como esta es que no hay apenas intriga sobre el asesino o asesinos. En mitad del libro se explica perfectamente quién es porque algunos capítulos se narran desde su punto de vista, por lo que a partir de ahí la única intriga que queda es cómo van a llegar a descubrirlo. Cosa esta que tampoco me parece demasiado enrevesada.

Otro punto a favor es el tema de fondo sobre el que se dan muy diversos puntos de vista en las distintas conversaciones que tienen los personajes del libro. El tema además es de bastante actualidad y es inevitable pensar en él y recapacitar. Se trata del maltrato animal, tanto por entretenimiento como es el mundo del toreo, como en el del consumo de carne. Creo que el autor ha usado magistralmente a los distintos personajes del libro para ofrecer toda una gama de visiones sobre el tema, sin llegar a condenar unas u otras, salvo las más extremas. Como ofreciéndonos todos esos puntos de vista para que nosotros nos paremos a pensar sin prejuzgar.

Otra idea que me ha parecido muy buena es incluir una banda sonora por capítulos al final del libro, ya que las referencias musicales son continuas, aunque en el listado aparezcan incluso más, acordes con cada capítulo.

lunes, 29 de enero de 2018

El expediente McCarthy


Esta novela apunta maneras en un principio y la trama parece bastante interesante, pero luego vemos como empieza a flaquear en muchos aspectos y acaba siendo algo insulsa.
La historia va de una serie de muertes extrañas en un grupo de individuos cercanos a los 50 años. Atando cabos se dan cuenta sus protagonistas principales, que estas personas fueron los primeros seres humanos gestados mediante fecundación in vitro. A partir de aquí tratarán de llegar al fondo del asunto, detectar a los culpables y hacerlo público. El problema viene cuando todos estos pasos de la trama ocurren de manera tan simple, que al final atendemos a unos personajes que dicen "oye, vamos a hacer esto" y simplemente lo hacen. Da la sensación de que el libro es una simple excusa para exponer un punto de vista del escritor, a priori, contra la manipulación genética y la fertilización "antinatural", y que todo lo que construye alrededor es un simple adorno al que no le da importancia. El libro está lleno de casualidades una detrás de otra que ayudan a los protagonistas a conseguir su propósito, y esto es algo que destruye cualquier historia interesante o intento de intriga. De hecho hay que reconocer que crea en ciertos momentos una tensión en el lector, pero se la quita de un plumazo una y otra vez con este tipo de detalles casuales, lo que provoca que la siguiente vez ya lo veas venir a kilómetros.


Resultado de imagen de el expediente mccarthy

Sobre la trama de relleno también entraría la "historia de amor". Y la pongo entre comillas porque es que ni hay historia ni nada, simplemente unas leves pinceladas absurdas y sin sentido entre los dos personajes principales. Todo esto imagino por la necesidad de meter con calzador una historia de amor, porque por lo visto si no no hay novela, ni película, ni serie...

El libro casi en su mayoría se apoya en los diálogos entre los personajes, que acaban siendo irreales porque a base de sobreexplicaciones de los hechos pierden naturalidad, sobre todo cuando son diálogos innecesarios entre expertos en el tema. Si eso que quiere contarnos lo cuenta el narrador para ponernos en situación hubiese estado perfecto, pero no entiendo la necesidad de hacerlo mediante las voces de los personajes. Además, esto provoca que escuchemos lo mismo innumerables veces, lo mismo una y otra vez, y la verdad, se hace muy cansino, obligándote casi a saltarte todo el párrafo.
También peca de abuso de las mismas expresiones.

Otro detalle, que entiendo que para la trama es necesario para ser fiel a la historia en cuanto a al avance médico del que habla, es que todo ocurre en un futuro no muy lejano, 2028, pero esto no se aprecia ni un ápice en ningún detalle del libro. De hecho algunas referencias cinematográficas, musicales o tecnológicas que hace son actuales a 2018, y sabemos que hoy en día todo avanza de una manera vertiginosa, por lo que en 10 años seguro que hay cambios más que apreciables.

Me deja la sensación este libro de que el escritor es capaz de mucho más, porque no está mal escrito, pero que no ha sabido darle la importancia necesaria a todo lo que tiene que sostener una novela, todos los cimientos que la hacen real, por mucho que el tema principal sea bueno.

domingo, 28 de enero de 2018

El problema de los tres cuerpos


No es difícil crearse una expectativas enormes ante este libro cuando empiezas a recibir noticias del mismo. Galardonado con los mejores premios en cuanto a ciencia ficción se refiere, leído por millones en todo el mundo, incluidos Obama y Zuckerberg que lo colocan en el top de sus mejores lecturas del 2015. Y razón no les falta seguramente, pero debo reconocer que lo mismo yo había puesto unas expectativas muy altas, y el estilo del libro (que se aleja un poco del canon occidental al que estoy más acostumbrado) han hecho que me haya resultado algo difícil y no lo he disfrutado tanto.
A ver...vayamos por partes. Primero decir que si tienes intención de leerlo sin saber de qué va, cosa que recomiendo, es mejor que no leas lo que viene a continuación porque cuento algo de la trama.

Resultado de imagen de el problema de los tres cuerposEl tema del libro, aunque sea un clásico por tratar una invasión alienígena, está tratado con un enfoque y de una forma bastante novedosa, y eso ya tiene un mérito enorme porque hay miles de historias sobre eso.
Vale, creo que hasta aquí spoiler porque no necesito contar más para dejar mi opinión.
Se nota que el libro tiene una calidad especial, como todo buen libro de un escritor asiático, pero a mí particularmente es algo a lo que me cuesta acostumbrarme, y me ha pasado con los libros que me he leído de Murakami, que aunque en un principio parezcan amenos, ágiles y enganchen sus tramas, al final acaban siendo algo tediosos porque te van introduciendo en una maraña de anécdotas, personajes, y complejidad en la trama que hace complicado seguirla con facilidad. Un poco de eso me ha pasado con este libro. Aunque todo se va enmarañando hacia una conclusión que hace entender de qué va todo, el proceso se hace duro, pese al final iluminador. A esto hay que añadir la complejidad del tema, pues casi todo se basa en teorías físicas (algunas de mucha actualidad) y si te asomas a este libro sin tener ni papa de física newtoniana, o astrofísica, o física cuántica, vas a estar igual de perdido que si lo leyeras en versión original. Ahora, si eres un apasionado de la física, seguramente este libro te haga disfrutar y mucho.
Es un libro escrito por un genio, y muchas veces como suele ocurrir en estos casos, no está al alcance de todos los gustos. A mí personalmente no es que no me haya gustado, pero sí es verdad que a lo mejor esperaba otra cosa. Supongo que es uno de esos libros que necesita una segunda lectura pasado un tiempo. Y no descarto luego seguir con la segunda parte de la trilogía en un futuro.

miércoles, 24 de enero de 2018

Diario de Ana Frank



Sí, podéis crucificarme. No me había leído el diario de Ana Frank hasta ahora. A pesar de que desde que yo era un adolescente mi madre me insistió más de una vez en que tenía que leerlo, francamente, la idea de leerme un diario escrito por una niña de 13 años (por mucho que las circunstancias que la rodeaban fueran especialmente dramáticas) no me atraía para nada. Así que este acabó convirtiendo en uno de esos libros que siempre ha estado rondando por ahí, al alcance de mi vista cada vez que buscaba un libro entre las estanterías repletas, y al que siempre le ponía la etiqueta de "ya lo leeré algún día, pero todavía no porque seguro que hay otros mejores".
Con la excusa del viaje a Amsterdam que he hecho recientemente, y con la intención de visitar la casa museo donde estuvo encerrada Ana Frank, ya sí fue necesario recurrir al libro para estar mejor informado, cómo no. Para mi sorpresa, oh vaya, he quedado bastante satisfecho con la lectura de este pequeño tesorito que hasta el momento me había negado a ver.
Resultado de imagen de diario ana frankTengo que decir que sí, que no deja de ser un diario de una niña de 13 años que cuenta cosas de una niña de 13 años. Pero con una habilidad asombrosa para la escritura, la madurez que va demostrando con el paso del tiempo al hablar de todo tipo de temas es más que sorprendente. Consigue de manera clara, además de hacernos partícipes de todo lo que supuso el encierro durante dos años, que podamos meternos en la mente de una adolescentes con sus dudas, conflictos internos y con el resto de escondidos, enamoramientos, reflexiones, cambios físicos, madurez sexual, etc.
La historia de fondo es triste, sobre todo porque sabemos el final antes de abrir la primera página, pero, sin embargo, el positivismo que desprende la escritora de este diario, con sus sueños futuros y esperanzas es desbordante; y tal vez por eso mismo, más triste se hace acabar el diario de manera tan brusca.
No me dio tiempo a leérmelo entero antes de ir al viaje, así que me lo llevé conmigo y lo terminé allí, después de haber visitado la casa. La visita a este lugar me afectó bastante, y el acabar el libro después hace que se vea con otros ojos, y doblar la última página creo que no hubiese sido lo mismo sin haber pasado por allí. Por eso, aunque lo hayáis leído ya, si alguna vez vais a Amsterdam, no dejéis de ir a esta casa, y volved a leer los libros con otra perspectiva; merecerá mucho la pena.